Fortunas

No se quedó con su familia: no vas a creer quién se quedó con la fortuna de Pedro Infante

Después de la muerte del Ídolo de México, su fortuna quedó a manos de alguien que no es de su familia. 

Pedro Infante
Pedro Infante

El representante del Ídolo de México, Antonio Matouk, planeaba convertir a su apoderado en un estrella de fama internacional, pero al morir en un accidente de aviación en 1957, la fortuna de Pedro Infante, que se estimaba en 20 millones de pesos -para la época, una exorbitante cantidad de dinero-, no tenía dueño, y Matouk movió sus fichas para reclamarla.

Matouk controlaba las finanzas del artista, y todas las compras que Pedro realizaba las ponía a su nombre, es decir, gran parte de lo que Infante compraba para él, en realidad pertenecía a su representante. Además, Pedro Infante jamás escribió su testamento, por lo que su fortuna quedó en manos de su representante legal, para mala sorpresa de su familia.

La familia Infante no se quedó de brazos cruzados e iniciaron una demanda contra Antonio Matouk. A pesar de sus esfuerzos, la justicia falló a favor de Matouk demostrando que Pedro Infante le debía mucho dinero. La confianza de Pedro en su amigo, después de su muerte, fue la causante de que ningún miembro de su familia pudiera disfrutar de los esfuerzos del ídolo Inmortal.

Noticias Relacionadas

More News

More News